RSS2.0

Ahora tambien en FaceBook

Perfil de Facebook de Dany Ruipérez, fotógrafo

El orgullo de un hijo...

viernes, 19 de septiembre de 2008

Se que María me va a pegar por ésto, pero creo que merece la pena ;) El día 15 de septiembre junto con la celebración del cumple de mi mami, se cumplían tambien 35 años del enlace de mis papis, y "a hurtadillas" les hice estos retratos. María les ha escrito estas palabras que a mi me han llegado al alma y me apetecía compartir:

Amparo..da igual que sean 40, 50 o 60... Los años son experiencia!!!
Tienes la ventaja de haber disfrutado de 60 años de esta maravillosa vida...
Sus cosas malas, y también las buenas..Todas ellas las llevas marcadas en tu rostro, en tu mirada..
Si Dany eligió esta foto fue porque le encanta tu mirada, tus ojos de niña, de ilusión..
En esa mirada hay toda una vida para contar...
Quizás el photoshop pueda quitarte arrugas, pero quitaría parte de tí... se llevaría parte de tu vida.
Sólo espero poder querer la mitad de lo que tú has querido a los tuyos.. porque eso..también se ve en tu cara...
Chago, desde el primer día que entré en vuestra casa te recuerdo así; porque siempre tenías una sonrisa...
En este retrato veo un hombre feliz. Un hombre que tiene mucho que contar, un hombre con una larga trayectoria...

Estos retratos os muestran como Dany os ve: Amparo, una madre única, un corazón inmenso...
Chago, un amigo, un compañero, un ejemplo a seguir...

Espero que los guardéis siempre en vuestro interior, porque están hechos con el corazón y con mucho amor.
Ojalá nosotros podamos vivir 35 años de amor tan bonitos como los vuestros.

¡¡FELIZ ANIVERSARIO!!


10 comentarios:

Anónimo dijo...

Imposible que María te pegue por la hermosas palabras que dedica a tus padres...seguro q la quieren un montón!Son unos retratos preciosos q transmiten la dulzura de una madre (que hay más importante en la vida?) y...me encanta la carcajada a borbotones de tu padre!!

Enhorabuena a Chago y Amparo por sus 35 años de amor!!Muchas de las parejitas que vuestros niños han fotografiado en el dia de su boda, esperamos saber cuidar nuestro amor durante tanto tiempo como vosotros.

Enhorabuena una vez mas a Dany y Maria por sus fotos y sus comentarios, tan llenos de emoción!

Laly dijo...

Son palabras maravillosas, y unos retratos dignos de unos padres, enhorabuena a tus padres Dany, y enhorabuena por la mujer tan especial que tienes.

Un beso.

Maria Cano dijo...

Gracias Laly, y gracias también a ti "anónimo"...
Es un placer poder compartir con todos vosotros estos retratos tan maravillosos.
Con mis palabras me quedo corta, porque realmente son dos personas únicas, dos personitas a las que merece la pena conocer.
Estoy orgullosa de poder formar parte de esta familia y poder gozar de su cariño.
Como no va ha ser Dany especial teniendo dos papis asi je,je,je.
De todo corazón..gracias por visitar estas páginas y permitirnos presentaros a nuestra familia!!!
Gracias.

Bliss dijo...

La verdad es que es emocionante ver el cariño y el respeto que sentís hacia tus padres, Dany. Eso es algo que se gana a pulso y parece que lo tienen merecido. Qué bien que puedas disfrutar de ellos.

Muchos besos.

Antonio Sepia dijo...

Vaya, gracias por haberme brindado la oportunidad de poder disfrutar de estas fotos, de las palabras de María y de todo el cariño que desprende el conjunto.

Gracias por haberme animado el día.

Besos a María y a Laly
Saludos cordiales para Amparo y Chago








Aaaay que me olvidaba del Dany. Para el un abrazo de oso.
Juas juas juas

Attitude fotografía contemporánea dijo...

Preciosas palabras María...
Muy bellas fotos Dany...
Felicidades a los dos!!
Saludos.
Fran

Pedraza Fotografo dijo...

Muy bonitas y dinamicas las fotos de tu blog
Enhorabuena

rogelio dijo...

Una pasada, y todos con las lágrimas saltadas de felicidad y de emoción, me lo imagino.
Que bonito, pienso que a mi también me gustaría tener unos hijos tan sensibles y cariñosos.
Besos.

Santiago Fuertes dijo...

“La Mirada”

La Bañeza, Bourbon, Las Vegas…¡jesús!, bueno, bueno. El de la foto soy yo, el padre del autor y vuestro orgullo es el mío; gracias, Dani y María.

Si el paso del tiempo, diseña las arrugas, modela los ímpetus, da relajo
al espíritu o dosifica la memoria; no cabe duda que, también, regala una
carga de recuerdos y permite que los seleccionemos a nuestro gusto.

Yo paseo en la memoria alguna de aquellas noches de domingo en las que
Dani, con apenas cinco años, cuando volvíamos de pasar el día en el campo;
me hacía volcar sobre los líquidos, el contenido de mi entrañable y tantos años, compañera de trabajo, cámara fotográfica Werlisa, para la cual, también guardo un rincón especial en mis recuerdos. Estaba la Werlisa en su retiro laboral pero servía para que Dani se fuera acostumbrando a adaptar el ojo al visor y centrar la imagen sobre el objetivo.

Nunca había pasado por mi mente que pudiera tener un hijo fotógrafo.
Pues bien, no quiero aburrir, pero tampoco quiero terminar sin haber dejado
constancia cómo, aquellas noches, después de exponer el papel fotográfico al foco de la
ampliadora y bañarlo, lentamente, en la cubeta, Dani, con los ojos muy abiertos
esperaba, sin entenderlo, que las sales de plata nos regalaran la imagen que, él
mismo, en el monte o en la ribera de algún río, había recogido con la vieja Werlisa.

El pasado año, la Junta de Castilla y León premió otra de sus Fotografías que él titulaba “La Mirada”; los ojos de un niño con la mirada puesta en su hermanito mientras era amamantado por la madre. Se me antojó compararla con aquella otra mirada de Dani, puesta en las cubetas de revelado, esperando la imagen. Es posible que, con esta espera, despertara en Dani el interés por ser él, el propio buscador de la imagen. No hubo ascendencia profesional de fotógrafos en ninguna de las ramas paterna o materna. Mi profesión, Perito de Seguros, me obligaba a revelar las exposiciones de cada día. Eran otros tiempos…, tiempos que sirvieron para que detrás del visor, Dani, fuera modulando la imagen y yo…, esperando “La Mirada”. Mirada que, con mi vieja Werlisa guardo, con los mejores recuerdos, en mi corazón de padre.

Eran los tiempos del Blanco y Negro y había que ponerlo todo; desde la película hasta las cuerdas de secado; sacar el carrete de la máquina, utilizando como cámara oscura un hueco bajo las mantas de la cama o de las faldas de una vieja camilla, dosificar, a ojo, los líquidos, “ablandar” el revelado si la imagen se había quedado demasiado dura, etc.. Pero el Blanco y Negro, hablo de exteriores, exigía la perfección manual del enfoque, colocar la luz en su justo sitio para que la iluminación no enturbiara la imagen. Pero sobre todo a quien le gustara disfrutar la fotografía tenía que ser portador del Arte que la misma requiere. El Arte además de estudio y dedicación, necesita vocación y corazón y…; un buen día, Dani, se entregó de lleno a lo que de verdad le gustaba, la Fotografía y, así, compartió su Vocación y su Corazón con María. Que Dios os Bendiga.

Chago 2009

Maria Cano dijo...

Preciosas palabras y una muy linda historia Chago....
Gracias!!!!

Maria Cano.-
"Imajack"

Para una correcta visualizacion recomendamos usar Mozilla Firefox
Todas las imágenes aquí mostradas son propiedad de ©Dany Ruipérez, fotógrafo.
Cualquier uso sin el permiso del autor, violaría las
leyes sobre derechos de autor, las leyes sobre privacidad y publicidad y las leyes y normas de comunicaciones.